Tocados pero no hundidos

Tocados pero no hundidos
Durante las fiestas navideñas a Sierra Nevada le ha tocado enfrentarse a una nueva prueba mucho más exigente: tres semanas de altisimas temperaturas sin posibilidad de innivar, con una escasa base, y miles de personas deslizando por las pistas cada día. Y aún así, siguen abiertos más de 50 kilómetros.

Superar sin grandes daños tres días de lluvia ininterrumpida es algo dificil para cualquier estación de esquí. Como ya os contamos, Sierra Nevada lo logró, manteniendo todas las zonas y desnivel abiertos de manera bastante digna. Pero durante las fiestas navideñas le ha tocado enfrentarse a una nueva prueba mucho más exigente: tres semanas de altisimas temperaturas sin posibilidad de innivar (salvo unas pocas horas el día  29), con una escasa base, y miles de personas deslizando por las pistas cada día. Y aún así, siguen abiertos más de 50 kilómetros.

Es cierto que a ésto ayudan diversos factores como  los drenajes de las pistas (esas zanjas que se observan en verano), la escasa humedad del aire, la altitud y orientación de la estación, y el hecho de que la base existente fuese de nieve articial, mucho más densa y con un albero muy superior al de la nieve natural. Pero hay un factor mucho más determinante:  el excelente trabajo que realizan los maquinistas y el servicio de pistas. Están haciendo verdaderos  milagros para mantener la nieve.

En el siguiente video realizado por la propia estación se explica cómo se realiza el trabajo de los maquinistas, contado por ellos mismos:


Afortunadamente, las temperaturas han bajado un poquito, lo suficiente para que durante gran parte del día de hoy, y previsiblemente hasta pasado Reyes, se puedan poner en marcha todos los cañones de las diferentes áreas, tanto los de la zona alta en Borreguiles y Veleta, como en la Loma de Dílar y el Río, que es donde más urge actuar, debido a las placas de hielo y piedras que están apareciendo.

Panoramica de Sierra Nevada

cañones en el Río

Cañones






Obviamente, esta Navidad no estamos teniendo las mejores condiciones, pero tampoco están siendo muy diferentes a las de los últimos años.

En el gráfico que a continuación os mostramos podemos ver que las temperaturas de esta última semana fueron también  altas en los  años 2018 y 2017. Casi en ningun momento bajaron de los  0ºC, aunque si que permitieron innivar (quizás por eso no recordamos el calor que hizo).


Con el 2020 parece que llega la remontada de Sierra Nevada. Tengamos paciencia y disfrutemos esta ventana de buen tiempo, que tarde o temprano el invierno llegará con toda su crudeza y echaremos de menos estos ratitos de sol.

0 Comentarios Escribe tu comentario


    Escribe tu comentario





     

    Si este mensaje tiene un solo insulto, no te molestes en enviarlo, porque será eliminado.
    AVISO: La IP de los usuarios queda registrada

    Los comentarios aquí publicados no reflejan de ningún modo la opinión de Nivalis. Esta web se reserva el derecho a eliminar los mensajes que no considere apropiados para este contenido. AVISO: La IP de los usuarios queda registrada, cualquier comentario ofensivo será eliminado sin previo aviso.



    Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas la Política de Cookies x