EL DESAFIO (The Challenge)

EL DESAFIO (The Challenge)
Considerada por muchos críticos y alpinistas como una de las mejores películas de montaña de la historia del cine. El homenaje definitivo de Luis Trenker a la conquista del Matterhorn.

Duración: 75 minutos País: Gran Bretaña - Alemania Año: 1938 Director: Milton Rosner y Luis Trenker (Vincent Korda no acreditado) Reparto: Robert Douglas (Edward Whymper), Franck Birch (Reverendo Charles Hudson), Moran Caplat (Hadow), Geoffrey Wardwell (Lord Francis Douglas), Luis Trenker (Jean Antoine Carrel), Lyonel Watts (F.K Morris), May Clare (Madre de Carrel), Max Holzboer (Peter Taugwalder Senior), Lloyd Pearson (Alexander Seiler) Música: Allan Gray. Dirección musical de Muir Mathieson.

 

 Si hablamos del Matterhorn y de aquellos que lograron conquistarlo, no podemos pasar por alto la población que mejor ha sabido aprovechar la belleza de sus paredes: Zermatt, situado al final del Mattertal, en el cantón del Valais, en Suiza. El presidente y máximo responsable del Museo del Matterhorn en Zermatt es Willy Hofstetter, toda una institución en Suiza. Herr Willy nos comentó la importancia de exponer en una sala la cuerda rota que significó la muerte de Headow, Croz, Hudson y Douglas en el descenso de la primera ascensión. A través de “El Desafío”, el museo nos muestra en una espectacular sala de proyecciones, las escenas del filme que ilustran la ascensión y el trágico descenso. Es aquí donde la magia del cine de Luis Trenker destaca por encima de cualquier otra filmación. La película logra trasladar al espectador hasta Zermatt y el museo agradecido, rinde un más que merecido homenaje a la película que mejor ha sabido reflejar la primera ascensión al Matterhorn. 

 

Reino Unido vs Alemania

 “El Desafío” está producida por el legendario Sir Alexander Korda, productor de obras maestras como “El tercer Hombre” o “El Libro de la Selva” (1942) con el inolvidable Sabú, dirigida por su hermano Zoltan  Korda. En esta ocasión, junto a Korda, Luis Trenker ejerce de co-productor a través de su productora GmbH Berlin junto junto con la Denhem Production y la London Film. La película supone la tercera versión de la conquista del Matterhorn rodada para el cine, con Trenker como Carrel. Tras dos magnífias versiones alemanas, ahora el Reino Unido quería demostrar que también podían rodar su particular homenaje a Whymper, y un año después del estreno de la segunda versiñon, la alemana de 1937, llegó el contraataque británico.

El filme narra magistralmente, casi a modo de documental, la primera ascensión al Matterhorn y pone de manifiesto la rivalidad entre los dos protagonista de la acción, el británico Whymper y el italiano Carrel. Sólo uno cree firmemente en el éxito de semejante empresa, Jean Antoine Carrel, apodado "Il bersagliere", ejerce su oficio en la localidad italiana de Breuil, a la sombra de la arista del Leone. Escalador intrépido y curtido, Carrel sobreestima su capacidad, hasta el punto de suponer que es el único capaz de doblegar al Matterhorn o monte Cervino. El bueno de Carrel considera que el británico Edward Whymper es una especie de turista molesto sin derecho alguno sobre la montaña. Es más, cree que una obra de Dios tan inmensa como el Cevino debe ser conquistada por un italiano. Ambos intentarán escalar la montaña en repetidas ocasiones y poco a poco aprenderán a respetarse el uno al otro aunque siempre sea Carrel quien actúe con más lógica. El film nos sitúa en el año 1865, unos días antes de la mítica ascensión. El 14 de Julio se decide quien ostentará la gloria de la primera ascensión y es Edward Whymper quien tomará la iniciativa desde Zermatt a través de la arista Hörnli. Michel Croz, guía de Chamonix de reputación intachable y el conquistador del Monte Rosa, el reverendo Hudson se unen a la expedición de Whymper. Junto a ellos, un joven estudiante llamado Hadow y un Lord británico, Francis Douglas no tardarán en responder a la llamada de la montaña y aunque son muy jóvenes (19 años) sus ansias de gloria les ayudan a conseguir plaza en la ascensión. Para que nada falle, Whymper contrata a la familia Taugwalder (el hijo y el padre), expertos guías suizos que conocen el Valais como la palma de su mano. El film va avanzando y nos muestra las reuniones que se desarrollaron en el mítico hotel Monte Rosa, propiedad de la familia Seiler. Tras una introducción de personajes muy lograda, el espectador entra directamente en materia cuando Carrel inicia una arriesgada ascensión por la arista italiana, partiendo de lo que hoy en día la estación de esquí de Cervinia. Whymper no pierde fuelle y raudo y veloz emprende la ascensión y monta un campamento a 3.350 metros, cerca de lo que hoy en día es el refugio Hörnlihutte.

La subida se desarrolla sin problemas hasta llegar al hombro del Matterhorn, conocido como “l´Epaule”. Años más tarde, a medio camino entre el refugio Hörrnli y la cima, se construiría la cabaña Solvay para emergencias, a 4.004 metros de altitud, facilitando hoy en día la ascensión y el rescate de heridos en condiciones difíciles. Whymper y sus hombres superan el hombro y se encuentran a más de 4.250 metros de altitud, solo les falta atravesar el paso aéreo sobre la cara norte y enfilar la arista de la cumbre. El 14 de Julio de 1865,  las 13 horas 40 minutos, tras una ascensión delicada y con una ilusión desbordante, el equipo de Whymper logra conquistar la cumbre del Matterhorn. Ante la duda de si Carrel ha llegado antes por la arista italiana, Whymper se asoma al abismo y descubre al italiano en plena ascensión de la arista Leone. Les separa una distancia considerable y Carrel se rinde a la evidencia: ha perdido. Llegados a este punto, debemos criticar la poca caballerosidad de los hombres de Whymper pues el hecho de tirarles bolas de nieve y alguna que otra piedra con el objetivo de humillarles sobremanera, poco dice de su educación. Whymper declararía en su momento que sintió profundamente que Carrel no les acompañara en su júbilo y lamentó privarle de la ilusión de toda una vida. Tras la derrota, Carrel conquista la cima tres días después, reivindicando su capacidad de escalada y convirtiéndose en la segunda cordada que lograba tan preciada cumbre.

El descenso del Matterhorn se realiza con prudencia y Whymper es consciente de que en ocasiones, es más complicada la bajada que la subida, por ello, advierte a sus compañeros. El cansancio y el calor del sol hace mella en los alpinistas, los pasos aéreos que presenta el Matterhorn en muchos puntos de la arista Hörnli obligan a extremar las precauciones y poco a poco, el descenso se complica. Inesperadamente, Hadow inseguro,  resbala y se precipita sobre Croz, derribándole. Al instante, Hudson y Douglas, encordados con ambos, son arrancados de la pared y los cuatro caen al vacío. Horrorizados, los restantes escaladores se afierran a la roca, presintiendo que todo esfuerzo será inútil. Con un brusco tirón, la cuerda no aguanta tanto peso y se rompe, Whymper y los dos Taugwalder sobreviven agarrados como pueden y contemplan impotentes como los demás se despeñan 1.500 metros en caída vertical hasta el glaciar de la cara norte del Cervino. Cinco días después, el 19 de julio, se inició la búsqueda de los cuerpos sin vida. Se encontraron todos menos el de lord Francis Douglas, que aguarda desde hace casi un siglo y medio a que el hielo del glaciar de la cara norte lo devuelva algún día. El eco de la catástrofe se escuchó por toda Europa. En Inglaterra, la indignación fue tal que incluso la reina Victoria preguntó a lord Chamberlain si no se podía declarar fuera de la ley la práctica del alpinismo. En cuanto a Edward Whymper, le esperaban nuevos días de gloria explorando montañas lejos de los Alpes. El hecho de encontrarse la cuerda rota (que se expone en el museo del Matterhorn en Zermatt) ayudó a este a eximirse de culpa no obstante, siempre llevaría consigo la imagen de la caída de Hadow, Croz, Hudson y Douglas.

El séptimo arte nos regala un título que narra un episodio indispensable dentro de la historia del alpinismo. Como documento cinematográfico, resulta imprescindible a la hora de descubrir como vivían la montaña los pioneros de la escalada tal y como hoy la conocemos. Sin lugar a dudas, una de las mejores películas de montaña de la historia.

 

 

4 Comentarios Escribe tu comentario

  • #1
    Fecha comentario:
    29/09/2015 13:11
    #1
    :+: :+: :+:

    karma del mensaje: 11 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #2
    Fecha comentario:
    29/09/2015 13:17
    #2
    Muy bueno MATTERHORN aunque quizás el texto sea muy "denso", algunas negritas o enlaces o incluso imágenes del gran Trenker harían más alegre la lectura ;)

    Saludos!!

    Pepe

    karma del mensaje: 11 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #3
    Fecha comentario:
    29/09/2015 16:07
    #3
    :) :+: :+:

    karma del mensaje: 11 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #4
    Fecha comentario:
    30/09/2015 10:40
    #4
    ¡Espectacular!

    karma del mensaje: 11 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!

Escribe tu comentario





 

Si este mensaje tiene un solo insulto, no te molestes en enviarlo, porque será eliminado.
AVISO: La IP de los usuarios queda registrada

Los comentarios aquí publicados no reflejan de ningún modo la opinión de Discovery Snow. Esta web se reserva el derecho a eliminar los mensajes que no considere apropiados para este contenido. AVISO: La IP de los usuarios queda registrada, cualquier comentario ofensivo será eliminado sin previo aviso.



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas la Política de Cookies x