Prueba: máquinas Carrot para mantenimiento de cantos

Prueba: máquinas Carrot para mantenimiento de cantos
Carrot Side Wall y Side Edge
Probamos dos herramientas profesionales con las que un buen aficionado puede conseguir un acabado excepcional de cantos.
Sin título

Probado por: Javi Alonso
Fotos/vídeo: colortriggerphotograpy.com/Carrot

Todo esquiador que se precie tiene claro que el mantenimiento de los esquís es esencial para disfrutar de nuestro deporte. Con el uso, los cantos se desgastan, pierden su filo y se deterioran, comprometiendo el agarre de los esquís y nuestra seguridad. No en vano, en competición se repasan a diario. Pero el trabajo de skiman es dedicado, requiere de experiencia, tiempo y “manos” para utilizar las herramientas correctamente.

Las máquinas Side Edge y Side Wall de Carrot nos ayudarán a conseguir un acabado profesional en nuestros esquís. Con estas dos herramientas, la firma italiana pone al alcance de cualquier aficionado tecnología utilizada en la Copa del Mundo.
La Side Edge se utiliza para repasar el canto lateral, mientras que la Side Wall sirve para rebajar el ABS o fenol de los lados del esquí, una operación poco conocida por el esquiador no profesional, pero imprescindible para permitir que las herramientas de afilado trabajen correctamente sobre el canto.

Características Carrot Side Edge (máquina para el canto lateral)

La máquina para repasar los cantos se presenta en un maletín que incluye la herramienta, dos ángulos de 87º y 88º, el adaptador para el aspirador (imprescindible, hablaremos de él más adelante), un destornillador para cambiar la piedra y los cables de corriente.

Carrot Side Edge
Carrot Side Edge.

El alma de la Carrot es la “piedra”, un disco que gira a alta velocidad sobre el canto del esquí, afilándolo. El kit se sirve con una piedra de grano 120, que consigue un acabado muy bueno para un uso en competición o recreativo, pero la oferta va desde grano 46 y 80, muy abrasivas, hasta las de grano 240, 320 y 500, para competición, que actúan como una piedra de diamante fina y proporcionan una gran capacidad de deslizamiento. Por último, tenemos la piedra de cerámica, que consigue mucho grip -es la más indicada para condiciones de hielo o nieve muy dura- y la de diamante, para condiciones de nieve inyectada. Estas dos piedras solo están recomendadas para corredores de alto nivel.
Como orientación, la de 120 tiene una duración de unos 100 pares de esquís.

Carrot Side Edge piedras
Las distintas piedras disponibles para la Side Edge. Desde grano 46, muy abrasiva, hasta la de diamante.

La Side Edge tiene una velocidad de giro de la piedra y dirección de trabajo fijas. Para modificar el ángulo de trabajo sobre el canto, tendremos que cambiar el soporte que hace de ángulo. Aunque es un aspecto que podría mejorarse, solo tardarás unos segundos en hacerlo.
Están disponibles ángulos de 86º, 87º, 88º, 89º.

Carrot Side Edge ángulos
Ángulos de 86º, 87º, 88º, 89º

Una vez configurada la piedra y el ángulo deseados, solamente tendremos que ajustar la profundidad de trabajo de la piedra, mediante la rosca ubicada en la parte superior de la máquina, de manera que sobresalga pero sin llegar a tocar el ángulo. A medida que la piedra se desgasta tendremos que darle medias vueltas a esta rosca, para que baje y mantenga el contacto con el canto.

Características Carrot Side Wall (máquina para quitar el ABS o fenol)

El principio de funcionamiento es el mismo que el de la Side Edge: una fresa o muela -en lugar de la piedra- que gira a alta velocidad y, en este caso, rebaja el lateral del esquí.
La Side Wall no requiere de tantos ajustes como la Side Edge, ya que trabaja con un ángulo fijo. Pero ofrece tres posibles fresas, a elegir en función del grosor del esquí con el que vayamos a trabajar.

Carrot Side Wall
Carrot Side Wall.

Antes de comenzar a comer el ABS o Fenol, debemos ajustar la muela al borde del canto, pero siempre sin tocarlo ya que nuestro objetivo es retirar el “plástico” que queda junto a éste, lo que posteriormente nos va a permitir afilar los cantos correctamente. También hay que regular la profundidad de trabajo, mediante la rosca superior, de manera que desgaste suficiente ABS o fenol; pero siempre será preferible “quedarse corto” y dar dos pasadas que una demasiado profunda, arriesgándonos a estropear el esquí. Hay que ser muy cuidadosos con el ajuste, pues si pasamos la fresa sobre el canto lo vamos a estropear gravemente.
Igual que la Side Edge, tiene una velocidad de giro y dirección de trabajo fijas, por lo que no tendremos que preocuparnos de más ajustes.

Test

Siguiendo el orden lógico de trabajo, comienzo la prueba con la Side Wall, para eliminar el material junto al canto lateral, lo que posteriormente nos permitirá afilarlo correctamente con la otra Carrot.
Conecto los cables de corriente y el tubo al aspirador, un accesorio no incluido pero imprescindible para evitar tragarnos el polvo de plástico que genera la herramienta. Decir que ambas máquinas incorporan una salida preparada para acoplar un tubo (se incluye en el kit) de éstas al aspirador.

Carrot Side Wall
Rebajando el lateral del esquí con la Carrot Side Wall.

Con todo en su sitio, colocamos la Side Wall sobre el esquí y regulamos la profundidad de la muela, de manera que se ajuste lo más posible al canto, pero sin llegar a tocarlo. Una vez ajustado, hacemos una prueba en un pequeño tramo del esquí y, si está correctamente regulado, comenzamos a pasarlo por toda la superficie.
Como hemos comentado, el sentido de trabajo es único, no podemos ir adelante y atrás. Debemos desplazar la máquina en sentido contrario al giro de la fresa.

Aunque inicialmente pueda parecer una tarea difícil, tras repasar dos o tres pares de esquís el proceso se vuelve muy mecánico, rápido y sencillo de ejecutar. Además, solo es necesario regular la máquina una vez por cada pareja de esquís, ya que los cuatro laterales son iguales en cada par.

La sensación al pasar la máquina sobre el ABS o el fenol es excepcional, ya que deja un acabado muy fino en toda la superficie con una sola pasada y evita el común “bacheado” que a veces, al pasar de manera incorrecta la herramienta manual, queda en el lateral del esquí.

Una vez retirado el material, pasamos a probar la Side Edge para afilar los cantos.
Colocamos la piedra más adecuada para cada situación -en caso de tener más de una-. Yo utilizo la 120 que se incluye en el kit. Acoplamos el ángulo que necesitamos y, nuevamente, conectamos la máquina al aspirador (imprescindible) y los cables a la corriente.

Para esta herramienta, el aspirador debe cumplir el requisito de tener un filtro ignífugo, ya que recoge limaduras de metal incandescente y podría quemarse (de hecho, no sería el primer skiroom en el que se queme un aspirador por una máquina de cantos).
Es muy recomendable, además, protegernos con una buena mascarilla para evitar tragarnos el polvo metálico que el aspirador no recoja; que es poco, pero ahí está.
Ambos accesorios -el aspirador y la mascarilla- se pueden conseguir en una buena ferretería a un precio accesible.

Carrot Side Edge
Afilado de cantos con la Carrot Side Edge.

Ya estamos listos para colocar la máquina sobre el canto, y afilarlo como un profesional. Igual que con la otra herramienta, debemos pasar la Side Edge en sentido opuesto a la rotación de la piedra.
La forma en la que sujetaremos la máquina es un poco personal. Yo recomiendo dos opciones:
1. Agarrándola como si fuera una herramienta manual, lo cual requiere tener bastante maña para que no se mueva durante toda la pasada, sin levantarla a lo largo de todo el proceso.
2. Colocando el esquí al revés en los tornos de la mesa. Es decir, con la suela hacia nosotros, y pasaremos la máquina sujetándola con las dos manos. De este modo ganamos estabilidad.

Un aspecto a tener en cuenta es que los ángulos de la Carrot son bastante grandes y “tropiezan” con algunos tornos al pasar. La solución consiste en sujetar el esquí un poco elevado, sin hacer tope en la ranura del torno.

He preparado muchos, muchos esquís a lo largo de los años, primero como corredor y posteriormente como entrenador, y puedo afirmar que el acabado que proporciona la Side Edge es espectacular y se nota sobre la nieve. Se esquía experimentando unas sensaciones extraordinarias de deslizamiento y agarre.
Además, la Carrot desgasta menos el canto que un afilado manual y consigue un acabado más fino y uniforme. Y en menos tiempo. En mi caso, como entrenador, me es de gran utilidad para preparar los esquís de mis chicos/as (¡y también los míos!).

Tantas ventajas tienen sus contrapartidas. Una es el precio, evidentemente. La otra es que requieren un pequeño montaje para utilizarlas con seguridad, acoplando el aspirador y utilizando una máscara profesional.
Lo que os puedo asegurar es que, una vez las utilizas, ¡no quieres otra cosa!

CARROT SIDE WALL Y SIDE EDGE

FICHA TÉCNICA

Kit Side Wall

  • Máquina
  • 3 muelas
  • Transformador-conector a la corriente
  • Tubo de conexión al aspirador

Kit Side Edge

  • Máquina
  • Dos ángulos (87º y 88º)
  • Piedra de grano 120
  • Transformador-conector a la corriente
  • Tubo de conexión al aspirador
  • Destornillador

Precio:
Carrot Side Wall: 1.125 €
Carrot Side Edge: 1.125 €
Más información: carrotbycomax.com

A favor

Carrot Side Wall

  • Velocidad a la hora de rebajar el fenol o ABS
  • Facilidad de regulación
  • Acabado del esquí

Carrot Side Edge

  • Acabado del afilado del canto
  • Facilidad de regulación
  • Ahorro de tiempo

En contra

Carrot Side Wall

  • Precio elevado

Carrot Side Edge

  • Los ángulos son demasiado grandes y tocan con los tornos al pasar.
  • El orificio de aspirado en el ángulo es pequeño y se forma un aro de virutas dentro de la piedra, que en ocasiones se prende y rompe la piedra por la temperatura que alcanza. Se debe limpiar cada 3-4 pares de esquís, retirando el ángulo para acceder a la piedra.
  • Precio elevado

Distribuye:
Racing Service SLU
Mail: botiga@pertot.cat
Tel: 645-080 471

Artículos relacionados:


7 Comentarios Escribe tu comentario

  • #1
    Fecha comentario:
    16/02/2022 14:20
    #1
    hola! no termino de entender lo que hace el side wall. es un operacion que al hacer los cantos a mano no hacemos verdad? es imprescindible o se podria usar el edge directamente?

    karma del mensaje: 15 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #2
    Fecha comentario:
    16/02/2022 15:47
    #2
    Se trata de eliminar el “plástico” q justo está encima del canto del esquí , sobresale un poco del canto general #1

    karma del mensaje: 15 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

  • #3
    Fecha comentario:
    16/02/2022 17:13
    #3
    Estas máquinas te cambian la vida!

    karma del mensaje: 15 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #4
    Fecha comentario:
    16/02/2022 23:07
    #4
    #1 Hola Anger,
    Es lo que comenta Anónimo: tal y como salen los esquís de fábrica, el material que hay en el lateral junto al canto no deja que las herramientas (lima, diamante…) trabajen correctamente. Por eso hay que hacer una preparación previa del esquí, rebajando ese material.
    Es una operación poco conocida por el esquiador “de a pie”, pero es lo primero que hace un skiman antes de trabajar unos esquís nuevos.
    En el último artículo de nuestro colaborador Miguel Oviedo (Herramientas para el trabajo sobre los cantos), habla del excavador de fenol, la herramienta manual con la que se hace este trabajo. La Carrot Side Wall hace lo mismo, más deprisa y con un acabado de primera.

    karma del mensaje: 0 - Votos positivos: 0 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #5
    Fecha comentario:
    17/02/2022 13:03
    #5
    Muy interesante pero lo veo bastante caro. Los nuestros los hago en casa (tengo espacio para ello) y cuando se juntan 5-6 pares en una tarde (los polivalentes de una hija, los de slalom, los míos, de mi mujer, los de travesía, los de la otra hija....) se vuelve algo tedioso y con estas maquinitas ahorraría varias horas de trabajo pero, aún así, 2.250€ por ambas lo veo caro. Quizá más enfocado al taller, a un club de esquí, etc...

    karma del mensaje: 9 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #6
    Fecha comentario:
    17/02/2022 18:03
    #6
    Lo de ajustar la profundidad de la piedra no es moco de pavo. Si te quedas corto no hace nada, si te pasas te comes el canto como si fuera una galleta chiquilín. No sé, no se....
    Hay unas maquinas de afilar cantos que cuestan tres veces menos (TOKO Edge Tuner Worldcup que es igual a la VOLA o la SWIX) donde no te tienes que preocupar de la profundidad de la piedra y para un usuario amateur creo que van de lujo.
    No digo yo que para el "power user" no merezca la carrot ¿eh?, pero para hacerte unos cuantos pares los fines de semana ya son suficiente.
    Eso sí, el plástico lo sacas a mano. Como toda la vida.

    karma del mensaje: 19 - Votos positivos: 2 - Votos negativos: 0

    • Gracias!
  • #7
    Fecha comentario:
    19/02/2022 18:58
    #7
    Es la mejor maquina para cargarte los esquís si no se tiene una buena experiencia. Preguntar a los skiman y talleres especializados los destrozos que les llegan por mal uso de ellas.

    karma del mensaje: 10 - Votos positivos: 1 - Votos negativos: 0

    • Gracias!

Escribe tu comentario





 

Si este mensaje tiene un solo insulto, no te molestes en enviarlo, porque será eliminado.
AVISO: La IP de los usuarios queda registrada

Los comentarios aquí publicados no reflejan de ningún modo la opinión de Esquí Pro. Esta web se reserva el derecho a eliminar los mensajes que no considere apropiados para este contenido. AVISO: La IP de los usuarios queda registrada, cualquier comentario ofensivo será eliminado sin previo aviso.



Lo más leído:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas la Política de Cookies x